top of page
shakarweb_edited_edited.jpg

5 consejos para ayudar a mejorar el rendimiento de tu caballo

1. Conoce como se mueve tu caballo, su fuerza, su estado físico y su simetría

Caballo estirándose después de Masterson Method
Caballo estirándose después de una sesión de método Masterson

Si no sabemos como se mueve nuestro caballo cuando está sano y en una buena forma física, nos va a ser más difícil detectar cuando hay un problema. Esto no quiere decir que tengamos que obsesionarnos, pero sí esforzarnos en conocerlo muy bien.

Y aunque muy pocos caballos son perfectamente simétricos, es bueno conocer la asimetría de referencia de tu caballo para poder diferenciar su patrón de movimiento normal de los movimientos anormales, lo que podría ser indicativo de una lesión.

También nos permite ver qué áreas de su cuerpo requieren un refuerzo para ayudar a que no se acumulen tensiones, como por ejemplo mediante el método Masterson.


Este tipo de bodywork o trabajo corporal puede ayudar a mejorar el rendimiento y a reducir el riesgo potencial de lesiones. Es una manera muy eficiente de controlar cómo está el caballo, identificar las áreas de su cuerpo que podrían flexibilizarse liberando tensiones e identificar cualquier potencial factor de riesgo de lesiones antes de que se den o se agraven.


2. Haz un plan de entrenamiento

planificar

Es importante planificar e implementar un programa de entrenamiento progresivo y específico para tí y tu caballo, que no solo será específico para la disciplina a la que os dediqueis, sino que también ayudará a proteger a tu caballo ante el riesgo de lesiones.


Es recomendable trabajar con un entrenador que sepa ver y comprender al binomio, al caballo y al jinete, para que lo ayude con su programa de entrenamiento gradual que se adapte a ambos.


3. Fortalece TU cuerpo


Como jinetes sabemos que hacemos mucho más que simplemente 'sentarnos allí' en el lomo del caballo. Montar a caballo es una relación de compañerismo, y no queremos ser los que perjudiquen al equipo porque nuestra fuerza y ​​estado físico no están a la altura.

ejercitarse

Pensar que montando a caballo ya se hace sufiente ejercicio en realidad no es correcto. Muchos jinetes no están tan en forma como piensan y deberían ejercitarse más allá de la silla de montar para mejorar su fuerza, movilidad y condición física. Es recomendable hacer una rutina de ejercicio fisico en un gimnasio o en casa para fortalecer nuestro cuerpo.



4. Revisa el ajuste de la silla regularmente


¿Cuándo fue la última vez que revisaste la silla de montar? Hay un creciente número de investigaciones acerca del efecto de la silla de montar en el rendimiento del caballo y el jinete. En un estudio que realizado por Dyson y Greaves de Animal Health Trust, se concluyó que el dolor de dorso y las asimetrías toracolumbares menores en el caballo estaban asociadas con sillas de montar mal ajustadas.

dorso humano y equino

También se vió que una silla mal ajustada no solo afectaba al caballo sino también al jinete, con una relación directa entre una silla mal ajustada y el dolor de espalda del jinete. La prevención es la mejor forma de evitar estos problemas, y para ello verificar el ajuste de la silla al menos una vez al año sería una de las mejores medidas de prevención.


5. Conoce las necesidades de nutrición que requiere tu caballo


caballo comiendo pasto

La nutrición juega un papel extremadamente importante en la salud y el rendimiento de su caballo, pero es un área que a menudo los propietarios no comprenden bien.

Existe una amplia información sobre la nutrición de los caballos, tanta que a menudo puede ser abrumador saber por dónde empezar. Aparte de forraje a libre disposición, es importante saber que tipo de suplementación debe recibir tu caballo en función de su peso, edad, condición y trabajo.

Contactar con un nutricionista equino es la mejor manera de empezar a ayudar a tu caballo creando un programa de alimentación adecuado él y así asegurarte de que potencias su bienestar, salud y rendimiento.

Estos son solo 5 consejos, pero obviamente hay muchos más relacionados con el obvio cuidado de cascos, dientes, revisiones veterinarias regulares y que el caballo tenga sus necesidades básicas como especie cubiertas, posibilidad de movimiento libre, compañía de otros caballos y acceso al forraje para un correcto funcionamiento de su metabolismo digestivo.

231 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo
bottom of page